martes, 15 de octubre de 2013

La mayor escala (y III)

      Como prometimos, vamos a ver algunas formas de expandir la mayor escala, o Excalibur, a lo largo del mástil. Existen diversas formas de digitar la escala mayor, como vamos a ver. Algo que recomiendo es aprenderlas todas. Será muy útil para no perdernos en nuestros ascensos, descensos y saltos a lo largo de la escala.

      Una de las maneras es aprenderse los modos y la forma en que se suceden. Así, la misma escala mayor constituye el modo jónico; si comenzamos la escala mayor de C por la nota D obtenemos el modo dórico; si comenzamos por E, el frigio; si comenzamos por F, el lidio; si comenzamos por G, el mixolidio; si comenzamos por A, el eolidio o escala menor natural; y si comenzamos por B, el modo locrio. Esta manera de aprenderse la escala es buena porque nos hace aprender los modos, de paso. En su contra se puede decir que lleva tiempo y hay que pensar mucho.

      La primera forma de digitar la escala mayor, la más simple, es la que vimos en la parte II de este artículo (figura 1). Ahora tratamos de expandir su rango, pero no debemos olvidar esta digitación.

      Otra de las formas es la que muestra la figura 1. Sólo a título informativo y por si sirve de inspiración, ya que resulta más incómoda cuanto más cerca de la cejilla (trastes más grandes). Digitaremos usando el patrón 1 - 2 - 4 (dedos de la mano que izquierda). Al cambiar de cuerda desplazamos el dedo 1 y continuamos como antes. Para alcanzar la última nota apenas necesitaremos un pequeño desplazamiento de nuestro dedo 4 (meñique). Aviso: no intenten hacer esto en casa si recién empiezan a tocar, o morirán de dolor.



Fig. 1

      Una forma de simplificar la tarea anterior, suponiendo que queramos tocar una escala mayor de F en dos octavas, sin tener que pensar demasiado, sería la que se muestra en la figura 2. Aquí, la secuencia de dedos de la mano izquierda sería 1 - 1 - 3 - 4, siguiente cuerda, 1 - 1 - 3 - 4, siguiente cuerda, 1 - 1 - 2 - 4, siguiente cuerda, 1 - 3 - 4.


Fig. 2

      Otra forma de digitar la escala mayor sería la que muestra la figura 3. Aquí comenzaremos con nuestro dedo 4 de la mano izquierda. Al cambiar de cuerdas haremos 1 - 3 - 4; en la siguiente cuerda 2 - 4; y en la última cuerda 1 - 2.


Fig. 2

      Ahora bien, ¿qué ocurre si quiero tocar la escala mayor de F abarcando todo el mástil? En la figura 3 podemos ver un ejemplo de digitación que después ampliaremos. Se trata de una digitación 1 - 3 - 4 desplazando el primer dedo dos trastes, cambiar de cuerda y repetir la digitación. Esto nos coloca en el F de la octava superior.

Fig. 3

      Ahora, para alcanzar nuestro objetivo de recorrer todo el mástil tocando la escala, sólo tenemos que seguir el ejemplo anterior. Aplicando este principio podemos recorrer todo el mástil, con una salvedad. Cada vez que lleguemos a la siguiente tónica (marcada en rojo), volveremos a colocar el dedo 1 (índice) y repetiremos el esquema hasta que se nos termine el mástil. Nuestra digitación, por tanto, quedará de esta manera: 1 - 1 - 3 - 4, cambio de cuerda, 1 - 1 - 3, 1 - 1 - 3 - 4, cambio de cuerda, 1 - 1 - 3, 1 - 1 - 3 - 4, cambio de cuerda, 1 - 1 - 3, 1 - 2. El mismo esquema, pero invertido, será el que utilicemos para descender la escala. Este principio también puede aplicarse en bajos de cinco, seis o más cuerdas. Esto ya no es una escala, ¡es un escalón!

Fig. 4

      Y eso no es todo. Estas digitaciones pretenden inspirar nuevas formas de ejecutar con mayor rapidez y comodidad la escala mayor. Seguro que se puede encontrar una forma más fácil.


        Otros artículos sobre escalas que tal vez te interesen:


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Bajo Máximos te invita a comentar, ampliar o rebatir la información que acabas de leer